Arrecifes rocosos de la Patagonia argentina  

Dentro de los hábitats de la zona submareal (continuamente sumergidos) se encuentran los “arrecifes rocosos”, sustratos duros compactos y aislados que afloran sobre fondos marinos o que se extienden de forma interrumpida desde el intermareal. Dentro del Golfo Nuevo éstos pueden tener una extensión de hasta 600 m de longitud y sobresalir hasta 3 m del fondo, normalmente formando una saliente con forma de alero. Los usuarios locales los denominan restingas, salmoneras o aleros y son frecuentemente utilizados para la práctica del buceo, caza submarina o pesca.

  ¿Por qué son importantes?

Muchas especies como las algas dependen del sustrato rocoso para asentarse y por ello los arrecifes están recubiertos de ellas. Esta característica los convierte en ambientes productivos, ya que las algas son la base de las redes tróficas. Además de alimento, brindan refugio para pequeños invertebrados y peces que suelen usar las láminas como hogar. Por otro lado, el sustrato suele presentar grietas y cuevas que son utilizadas por los peces como resguardo ante depredadores como los lobos marinos. Estas cuevas al ser oscuras no suelen tener algas incrustadas en sus paredes, más bien son las anémonas, esponjas y otros organismos sésiles quienes utilizan estas zonas para vivir.  Sin dudas los arrecifes patagónicos son ecosistemas únicos donde se encuentra una gran diversidad de especies.

¿Cuáles son sus amenazas?

Como muchos de los hábitats marinos, los arrecifes rocosos también son afectados por el hombre. La pesca deportiva es una de las actividades que amenaza los peces de arrecifes ya que en la temporada de verano varias embarcaciones suelen pescar en sus inmediaciones sin restricciones en el cupo de pesca. Otras actividades, como el turismo, suelen provocar desgaste de los sitios cuando son utilizados frecuentemente y sin cuidado. Las anclas de las embarcaciones pueden ser un ejemplo de prácticas que dañan la vida de los arrecifes.

El calentamiento de los mares es considerado también como una amenaza para estos hábitats marinos. La temperatura del mar es una de la variables físicas con más influencia sobre los rangos de distribución de las especies marinas (donde viven en el mar argentino).  Si la temperatura aumenta algunas especies podrían migrar hacia el sur.

Áreas de Turismo Subacuáticas

Dentro del Golfo Nuevo, Chubut, algunos arrecifes rocosos cercanos a la ciudad de Puerto Madryn han sido incluidos recientemente dentro de las Áreas de Turismo Subacuáticas (ATS) que son zonas protegidas bajo un decreto provincial (Decreto N 1998/13, 2013). En estos arrecifes está prohibida la pesca y solo se utilizan con fines recreativos. 

 ¿Qué hacemos desde ProyectoSub?

Desde ProyectoSub realizamos investigaciones para conocer más sobre los arrecifes rocosos patagónicos. Nuestros estudios buscan describir las especies que habitan en estos sitios utilizando principalmente registros fotográficos. En los últimos relevamientos,  gracias a nuevas metodologías,  se encontraron el doble de especies en comparación a estudios previos para los arrecifes en el Golfo Nuevo. También nos interesa medir variables oceanográficas como la corriente, temperatura del agua, sedimentación, nutrientes y otras, para entender las relaciones que existen entre las condiciones del mar y las comunidades de algas e invertebrados.   

Contenido

Nosotros

Educación y divulgación científica

Investigación y conservación 

Descargas

App ProyectoSub

Videos 360

DONAR

Redes sociales

Contacto

 

+(54) 92804 557665

info@proyectosub.org

Puerto Madryn
Chubut, Argentina